Seguidores

viernes, 17 de junio de 2011

De pequeña me preocupaba mucho qué llegaría a ser yo de mayor: cuánto dinero ganaría o si llegaría a ser alguien importante. Pero a veces, lo que más deseas nunca se cumple; y a veces lo que menos esperas que suceda, ocurre.
Conoces a cientos de personas y ninguna te deja huella. Y de repente conoces a una persona y te cambia la vida para siempre.

1 comentario:

  1. Por supuestisimo que te sigo! Me gusta un montón el blog cielo :)

    ResponderEliminar